Cómo transformamos una furgoneta en una mini-camper?

Llega el final de junio, hemos terminado nuestro trabajo y aunque no hace mucho que decidimos que este verano saldríamos con la furgoneta a recorrer mundo, en este momento decidimos fijar fecha
de salida al 2 de agosto. Tenemos SÓLO UN MES POR DELANTE PARA ACONDICIONAR LA FURGONETA, cosa que no tenemos ni remota idea de cómo empezar a hacer.

Contamos con la inigualable ayuda de Pepe, el padre de Pablo, que es un manitas en el taller y siempre encuentra la solución a cualquier reto. Así que a pesar de los más de 35ºC alicantinos en
julio, entramos los tres al taller y nos ponemos manos a la obra. Nuestro objetivo es preparar la furgoneta para que sea HABITABLE con el MENOR PRESUPUESTO
posible.

Antes de seguir: SPOILER!!! Después de esta furgoneta hemos camperizado dos más y tenemos videos de todo el proceso! te dejamos aquí los videos finales y abajo el link de cada serie:

Ahora sí, vamos a ver como hicimos nuestra primera FURGONETA MINI-CAMPER:

PASO 0. DE QUÉ
PARTIMOS?

Tenemos una furgoneta Ford Transit Connect del 2007 que se ha utilizado durante 9 años como furgoneta de carga para trabajar. Tiene únicamente dos asientos, separados por una
reja de una cabina trasera sin ventanas que mide 140 cm x 178 cm y 132 cm de altura.

PASO 1. MEDIR, DIBUJAR, VOLVER
A MEDIR, VOLVER A DIBUJAR.

Comienza la fase de hacer dibujos de posibles distribuciones de los asientos, la cama, la mesa en el interior, dónde llevar la ropa, la comida, etc. Consultamos foros, webs de otros viajeros, y
amigos con furgonetas… y finalmente decidimos que lo mejor será conseguir primero las cosas grandes como el bidón de agua (de 20 L), el hornillo, la mesa, las sillas y las cajas donde irá la
comida y la ropa, para que el mueble lo hagamos JUSTO A LA MEDIDA.

PASO 2. AISLAMOS LA
FURGONETA

Antes de empezar con la estructura interna, en los laterales de las paredes y en el techo pusimos PLANCHAS DE AISLANTE DEL QUE SE USA EN LOS CONDUCTOS DE AIRE ACONDICIONADO. Los
huecos más pequeños los rellenamos con guata de cojines viejos y los tapamos con cartón pluma (también aprovechando posters viejos) y silicona, que luego pintamos de blanco. El suelo de la
furgoneta tenía unos surcos de unos 5 cm de grosor, y como queríamos poner una tabla de suelo, rellenamos esos surcos con el mismo cartón pluma para mejorar el apoyo de la tabla y de paso nos
aislaba un poco más.

Más tarde en nuestro viaje por México no teníamos los mismos materiales y para aislar nuestra segunda furgoneta empleamos
otra técnica que puedes
ver aquí
.

PASO 3. UN AGUJERO EN EL
TECHO!

Como la cabina de la furgoneta no tiene ventanas decidimos ponerle una claraboya que nos permitiera tener más luz y ventilación detrás. Consultando las que había en el mercado vimos que existían
opacas y transparentes, con ventilación forzada y sin ventilación. Optamos por CLARABOYA TRANSPARENTE Y SIN VENTILACIÓN FORZADA por lo siguiente. En caso de que haya que tener la claraboya cerrada por mal tiempo, una
transparente permite que entre luz y ya que probablemente estemos dentro ahorramos electricidad. La diferencia entre la claraboya con ventilación forzada y sin ella consiste en que la segunda
tiene una goma que permite un cierre hermético que además de impedir la entrada de aire, evita vibraciones y ruidos cuando la furgoneta está en marcha. Era un poco más cara pero creímos que
merecía la pena. La claraboya incluye MOSQUITERA Y OSCURECEDOR, además de tres posiciones de apertura. La hay en tiendas de caravanas pero en internet la conseguimos por mejor
precio.

La colocación de la claraboya ha sido lo más arriesgado que le hemos hecho a la furgoneta, no cualquiera se atreve, radial en mano, a hacerle un agujero al techo! Medimos y remedimos los 40 cm de
lado del agujero que había que hacer, y tras sudar la gota gorda cortando (el verano alicantino ayudaba…), rellenamos los surcos del techo con goma y finalmente colocamos la claraboya sellándolo
todo con pegamento termorresistente.

PASO 4. A QUÉ ALTURA HACEMOS
EL MUEBLE?

Una de las cosas que leímos que era importante, era que hubiese espacio vertical para SENTARSE DENTRO DE LA FURGONETA CON LA ESPALDA RECTA, pues en los días de mal tiempo o zonas
donde no se pueda acampar será necesario comer y pasar bastante tiempo dentro de la furgoneta. Así que usamos a Pablo como altura de referencia (las bajitas cabemos en cualquier sitio, jiji) y
optamos por hacer un MUEBLE DE 40 CM DE ALTO, y así nos quedarían 92 cm de espacio por encima. Para el mueble utilizamos 3 TABLEROS DE CONGLOMERADO OSB3 de 250 cm por 125 cm de lado y 15 mm de grosor, que son muy económicos (5€/tablero). Con estos tableros hicimos
el suelo, las paredes del mueble y la superficie de los cajones, que tienen tapaderas extraíbles, excepto los huecos traseros que son fijos.

PASO 5. MESA EN EL CENTRO O EN
L?

Para el mueble interior teníamos básicamente dos opciones, 1) hacer dos filas de asientos con espacio en el centro para la mesa al que se pudiera acceder desde detrás de la furgo y desde el
lateral, y 2) hacer el MUEBLE EN L donde sólo se accediera desde la puerta lateral y la parte trasera estuviera fija. Optamos por esta última opción ya que EL ESPACIO DE
ALMACENAJE QUE NOS DABA ERA MAYOR
. El reto en este caso era que cupiera la mesa y nosotros sentados dentro. Aprovechando una mesa de camping que teníamos hicimos un SOPORTE EN EL LATERAL de la furgoneta para poner dentro la mesa simplemente con una pata plegada.
Aunque parezca un espacio minúsculo es cómodo para comer y escribir en el ordenador, y de todas formas en principio optamos siempre por sacar la mesa y las sillas o usar las que hay en
merenderos.

PASO 6. CÓMO SUJETAMOS EL
MUEBLE A LA FURGO?

Ya tenemos la madera y las medidas del mueble, pero cómo lo sujetamos a la furgoneta? Después de darle varias vueltas, recordamos que tenemos dos somieres que nos encontramos en la basura y
recogimos “por si acaso” utilizábamos para la furgoneta. Voilà! CON TROZOS DE SOMIER ATORNILLADOS A LA FURGONETA, junto con barras de aluminio y patas, hacemos la estructura que
bordea la furgoneta donde se apoyarán las tablas.

El hueco más cercano a la puerta lateral hace de “zona de estar”, donde la tabla que lo cubre será de quita y pon según vayamos a poner la mesa o a dormir. No obstante, necesitamos idear una
sujeción también de quita y pon, y más vale que sea buena porque es la tabla de mayor tamaño. Resolvemos el problema (solución y obra del gran Pepe) con DOS BARRAS DE ALUMINIO de
distinto tamaño donde podemos guardar una dentro de otra, y una pequeña estructura que sirve de apoyo junto a la puerta.

PASO 7. BATERÍA DE MOTOR O
PLACA SOLAR?

Queríamos llevar una SEGUNDA BATERÍA para cargar la cámara y los ordenadores y tener cierta autonomía sin descargar la batería del motor. En un principio dudamos en llevar una
placa solar que teníamos porque no queríamos llevarla permanentemente en el techo (para evitar roturas por granizo o robos). Y nos enteramos de que existía la opción de llevar una segunda batería
que se cargara con el motor, y con el coche parado únicamente consumiéramos de ésta mediante un separador de baterías. Pero cuando supimos el precio de dicho separador (sobre 70€) descartamos la opción y volvimos a barajar la opción de la
PLACA SOLAR por economizar costes. También existen los relés para separar las cargas y son más económicos, pero para usarlo a diario fallan constantemente y habría que
remplazarlos varias veces.

 

Finalmente decidimos sujetar la placa en un lateral dentro del coche y únicamente sacarla para cargarla, y así por 0€ tendríamos electricidad en la furgo. La batería la instalamos junto a la
batería del motor, que conectamos a la cabina donde pusimos el inversor de corriente con un enchufe de 150 v, suficiente para cargar ordenadores y cámara, y alumbrarnos por la noche.

Modificación añadida en ruta: como viajamos por Europa en invierno, a veces era complicado tener luz suficiente para cargar la placa, y optamos por conectar la segunda batería a la del
motor
, así se cargaba con el coche en marcha, y luego con un automático desconectábamos ambas baterías (mucho más barato que el separador de cargas).

Una de las elecciones más importantes era el tipo de colchón que comprar, pues dormiríamos muchas noches en él. Así que nos pusimos a buscar una buena combinación entre calidad, precio y que
ocupe poco espacio. Utilizamos un COLCHÓN DE GOMAESPUMA DE ALTA DENSIDAD (D-25), y le añadimos 3 cm de comodidad con una CAPA DE VISCOLÁSTICA. Un resultado perfecto! Después de 9 meses
durmiendo en él estamos muy contentos con la compra, es más cómodo que muchas camas.

El colchón está formado por tres piezas que nos permiten plegarlo y convertirlo en un cómodo sofá para los ratos de furgo cuando no estamos durmiendo. Además le hicimos una funda con cremalleras
que se puede quitar.

¿CÓMO CONSEGUIR TU COLCHÓN PLEGABLE CON 5% DE DESCUENTO?

Si quieres que te envíen tu colchón listo para usar, con la viscolástica pegada y la funda a medida con cremallera, y con un 5% de descuento por ir de nuestra
parte
, sólo tienes que entrar en la web de Espuma a medida, seleccionar las medidas y tipo de gomaespuma que deseas, introducir el código descuento «VERDEPORDENTRO» y listo!

 

*** NOSOTROS TE AYUDAMOS A CONSEGUIRLO Y TÚ NOS AYUDAS EN AGRADECIMIENTO UTILIZANDO EL CÓDIGO «VERDEPORDENTRO» *** Gracias!!!

PASO 9. ESOS PEQUEÑOS
DETALLES…

– Por fuera también le dimos nuestro toque a la furgo poniéndole NUESTRO LOGO en los laterales de la furgoneta. Verla recién rotulada fué un subidón, ya estábamos
casi de viaje! Ya sabes que si quieres que también hacemos logos para
.

– Aprovechando agujeros: diseñamos unos ARMARITOS en el interior de la cabina aprovechando unos huecos que tenía la furgoneta, simplemente cubriéndolos con unas maderas.

– Vivan los retales!: con trozos de tela (y la ayuda de mamá…) hicimos una CORTINA para separar la cabina, BOLSILLOS en la cortina para guardar cosas (muy
útiles!) y ya que estábamos de retaleros unos monísimos ESPECIEROS que colgamos en las puertas de atrás.

UNA RED SOBRE NUESTRAS CABEZAS: muy útil para chaquetas, toallas, papel higiénico y cosas de uso diario.

 

DUCHA PORTÁTIL: Llevamos una ducha solar que básicamente consiste en una bolsa negra de 20 L que se calienta al sol y se cuelga para ducharnos.
Además tenemos un cambiador parecido a una tienda de campaña que hace las veces de cabina de ducha.

 

BIDÓN DE AGUA de 20 L.: Imprescindible!!! Para beber, cocinar, asearse, fregar los platos. Nos acostumbramos a usar únicamente el agua
necesaria y un bidón nos da para unos 4 días.

 

COCINA PORTÁTIL: con cartuchos de gas. Consumimos sobre un cartucho por semana (unos 4€). En nuestra segunda furgoneta optamos por una
cocina de gas propano (GLP) mucho más ecológica, barata y disponible en más países.

CAJAS DE PLÁSTICO para la comida y CAJAS DE TELA de las de almacenar ropa en armarios para la ropa.

 

EDREDÓN NÓRDICO: lo hemos utilizado prácticamente todos los días, aunque fuera verano (en la furgo hace más fresquito).

 

SACOS DE DORMIR: de invierno, que sumaremos al edredón cuando haga mucho mucho frío.

PASO 10. MEJOR AISLAMOS MÁS LA
FURGONETA.

Viajar en esta furgoneta comenzó como unas vacaciones de 2 meses de verano, por lo que sólo preparamos la furgo para ello. Inesperadamente se convirtió en nuestro estilo de vida y la furgo en
nuestra casa permanente en la que viviríamos un total de 9 meses. Así que dado que íbamos a pasar el invierno en ella y ya empezaban a bajar las temperaturas, decidimos AISLAR LA
FURGO EN RUTA.

 

Después de recorrer varias tiendas de bricolaje y comparar materiales y precios, decidimos en primer lugar, rellenar con ESPUMA EXPANSIBLE cualquier hueco que hubiera en la carrocería, y en segundo lugar, optamos por un aislante para el interior versión low-cost:
ESTERILLAS DE FITNESS (60 euros más baratas y de un material similar en las tiendas de bricolaje). Con paciencia y pegamento cubrimos las puertas traseras y las partes metálicas
en el interior del coche, y además hicimos unos cubreventanas. Así conseguimos una diferencia de unos 8ºC respecto a la temperatura exterior. Listos para disfrutar de los
Alpes!

Viviendo de viaje, el trabajo de bricolaje a veces toca hacerlo en el parking de una tienda...
Viviendo de viaje, el trabajo de bricolaje a veces toca hacerlo en el parking de una tienda…

Si estás interesado en comprar o camperizar una furgoneta en México, en nuestro canal de YouTube tenemos una serie sobre cómo compramos y transformamos nuestra Gwagwa. nuestra segunda furgo que nos llevó de México a
Alaska.

 

O también puedes ver cómo transformamos completamente nuestra tercera furgoneta en sólo 28
días
para cruzarla a Canadá y comenzar allí nuestra ruta por toda América.

 

Como ves, lo nuestro es camperizar máximo en un mes! 🙂

 

Aquí te dejamos el listado de enlaces* con materiales que utilizamos (o muy similares) y que puedes comprar online, y también puedes consultar nuestra sección MATERIAL CAMPER con todo lo que utilizamos
para nuestra furgoneta actual.

 

Claraboya 40 x 40 cm

Pegamento termorresistente para la claraboya

Tableros OSB3

Mesa plegable camping

Paneles solares

Separador de baterías

Inversor de corriente 12v a 220

Red almacenaje sobre cabezas

Ducha solar 20 L

Bidón agua 20 L

Cocina de cartuchos

Cocina gas propano (GLP)

Caja de plástico para comida y herramientas

Caja plegable tela para ropa

Edredón nórdico sintético

Espuma expansible para aislar

 

*Esto son enlaces afiliados, que quiere decir que si realizas tu compra pulsando en estos enlaces, nos llegará un pequeño beneficio y para tí no tiene ningún coste
extra. Gracias!

¿Quieres compartir este artículo?


Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Bea Amat Martínez.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Webempresa que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

otros artículos

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configuración de cookies
Privacidad