MARRUECOS.Desde Chefchaouen hasta el Medio Atlas

A pesar de que el tiempo no nos acompañó mucho y chispeaba un poco, Chefchaouen nos pareció preciosa. Las callejuelas estrechas y empinadas
pintadas de azul adquieren su propio brillo. De hecho existe un código según cómo esté pintada la calle: las que están completamente pintadas son calles sin salida, mientras que las que dejan un
pasillo sin pintar son calles que conectan con otras. Habíamos muy pocos “turistas” (palabra con la que no nos identificamos mucho, como ya hemos contado en otros artículos), por lo que sentimos
el ambiente muy auténtico, viendo a los locales ir y venir en sus compras y quehaceres.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Bea Amat Martínez.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Webempresa que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

otros artículos

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configuración de cookies
Privacidad